La sorpresiva renuncia de Margarita

Ánimo Margarita en 6 años te veremos en la boleta electoral.


Renuncia de Margarita


Hoy en todos los medios posibles de comunicación al alcance del mexicano corrió una nota: Margarita Zavala renuncia a su aspiración presidencial, deja la candidatura independiente que tanto esfuerzo y sudor le costó tener.
Noticia que pudo generar muchos comentarios, generar todas las especulaciones posibles. Noticia que celebraron muchos, noticia que lamentamos muchos, noticia que debe ser polémica y punto de partida para programas de análisis políticos. Pero sobre todo fue una noticia sorpresiva y que requiere de mucho valor, valor que tuvo al salir del PAN y valor que tuvo al buscar por la vía independiente la presidencia de México.

De manera obvia ahora varios partidos la buscan para que se sume a su causa. Los que la rechazaron y le jugaron de la manera más sucia ahora la alaban, la felicitan, le reconocen su valor y le abren las puertas. Esos incongruentes lo hubieran pensado antes. Siendo Margarita una militante del PAN, era la persona ideal para ser la abanderada de ese partido político y dejar atrás al peligroso de AMLO, pero no lo vieron así.

Margarita no declina por partido o candidato alguno, Margarita renuncia seguir en la contienda electoral como un acto de valentía, como un acto de amor a México, antepone el interés superior de la Nación sobre cualquier interés personal. Siempre lo dije no busca el poder por el poder, busca la presidencia para servir con valor y honestidad. De igual manera deja la candidatura por una gran inequidad en la contienda. Desde luego que sabía que enfrentaría esa inequidad y midió las consecuencias, pero fueron muy superiores las inequidades a lo que se espera. Logró en ese tiempo posesionarse como una líder con ética y principios.

Me consta como la ciudadanía confiaba en ella, me consta el temor que tenía y la inseguridad de votar por ella por el famoso voto útil o de miedo, no concuerdo que solo unos cuantos millones de mexicanos le darían su voto, éramos muchos pero a lo mejor no le alcanzaba y en este entorno de violencia electoral, de mentiras, de encuestas amañadas y de polarización optó por el camino correcto la libertad de la ciudadanía para elegir sin temor a dividir.
Sigo creyendo que Margarita representaba todo aquello que se necesita para ser Presidente de México: ética, honestidad, conocimiento, valor, congruencia y experiencia pero todo eso no bastó para que los mexicanos nos diéramos cuenta de la importancia de una líder como ella para lograr el México que anhelamos y que nuestras familias se merecen.

Desde luego en este momento muchos dirán que bueno ya no dividirá, que malo huyó y dejó vacíos, otros dirán que ellos lo predijeron, la mayoría de los que están en la contienda electoral la buscarán para tener su apoyo, pero lástima que los que le hicieron daño, los que la forzaron a tomar decisiones de valor como lo hizo no lo reconocerán y mucho menos se disculparán con ella.

Porque la conozco, porque reconozco su trayectoria política y ciudadana, porque vi su trabajo en la política buscando el Bien Común puedo decir que perdimos los mexicanos con esta determinación. No cabe duda de que la inteligencia y la serenidad de Margarita se pusieron en juego y en menos de un año nos mostró dos momentos definitivos de su vida: Renunciar a su militancia panista para ser candidata independiente y ahora renunciar a dicha candidatura. Se necesita mucho valor y por lo tanto tiene mucho apoyo para seguir adelante.

Margarita es una mujer joven y seguro en 6 años podrá contender por la presidencia de México. Pero por lo pronto hoy la democracia se ve comprometida, aunque siga el Bronco, las candidaturas independientes siguen siendo débiles, seguimos en la partidocracia más avasalladora. El próximo Congreso tendrá un buen trabajo que realizar en favor de la equidad electoral para favorecer la presencia de cualquier mexicano en una contienda.

No es momento de conjeturas ni de profecías sobre lo que movió la renuncia y lo que hará Margarita es momento de escuchar sus argumentos, razones y analizarlas, no es momento de juzgar su renuncia es momento de analizar lo que queremos para México y poner manos en el asunto. Tarea difícil saber elegir a los funcionarios que nos deben servir desde el Ejecutivo y el Legislativo en lo Federal y en lo Local.

Ánimo Margarita en 6 años te veremos en la boleta electoral.

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com


Email marketing by Interspire