Últimas noticias:

Testimonian en el Sínodo la importancia de “familias apostólicas”

Testimonio de Ketty Abaroa de Rezende y Pedro Jussieu de Rezende

Querido Santo Padre, Padres Sinodales, Hermanos y Hermanas, y Davide, el Sínodo de bebé:


Sínodo de la Familia


Pedro y yo hemos estado casados por 35 años. Tenemos 7 hijos y 5 nietos. Hemos escuchado muchos testimonios aquí sobre la alegría de las familias, no como ideales, sino como realidades.

Y efectivamente, estamos rodeados por esas familias: las familias donde el esposo y la esposa siempre están trabajando en la mejora de su relación y en enamorarse de nuevo cada día; las familias donde los niños están llenos de alegría, principalmente porque ven a sus padres en el amor; las familias donde estar sonriente y de buen humor es la norma.

Esta alegría que impregna la vida familiar en sencillas actividades cotidianas, en los valores, en las virtudes y en las verdades de la fe, son imperceptibles, simplemente porque todos los miembros de la familia se esfuerzan en vivirlos… Como cuando un padre ayuda a su hijo de 6 años de edad a hacer su examen de conciencia por la noche y dice: "Jesús, perdona a Sarah por pegarme", y el padre le explica: "No, hijo; se supone que tienes que pedir perdón de las cosas malas que hiciste”. Y entonces el niño añade: "Niño Jesús, perdóname, porque me golpeó primero”.

O, como pasó una vez: Una madre acudió a la Confesión y su hija de 4 años quería entrar con ella. Como la madre entró sola, cuando salió la niña tocó a la puerta del confesionario y gritó: "Jesús, ahora es mi turno”.

Estas semillas de fe brotan en las familias a través de la gracia del Sacramento del Matrimonio, que alcanza un estado de alegría constante, a pesar de todo el sufrimiento propio de la vida conyugal.

Estas familias testimonian al mundo la belleza del matrimonio. Esas familias cristianas se esfuerzan para recibir regularmente los sacramentos, asisten a cursos de formación espiritual y se convierten en Familias apostólicas. Su apostolado se consolida en el ejercicio de una verdadera amistad, fiel y audaz: una forma de amistad que necesita ser redescubierta como en Jn 15:15: "Os he llamado amigos, porque os he dicho todo lo que he oído a mi padre”.

Conocí a un niño de 8 años que estaba tan fascinado por el significado de su Primera Comunión, que convirtió a toda la familia de su mejor amigo al catolicismo.

En resumen, creemos que esta es una de nuestras misiones: ayudar a otras familias a experimentar "la alegría de ser familia cristiana”.

Gracias a la perseverancia de la amistad de la familia apostólica, hemos visto parejas cohabitantes que deciden casarse en la Iglesia; una joven esposa infértil renunciar a la idea de la fecundación in vitro; parejas que dejan de usar la anticoncepción artificial para usar la planificación familiar natural.

Pero necesitamos el apoyo de santos sacerdotes para que las familias puedan hacer lo que hacen mejor: ser familias apostólicas que abran sus hogares y compartan su fe con otras familias.

@yoinfluyo

sinodo@yoinfluyo.com


 

 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar