La violencia no es la solución a nuestros problemas

“La violencia no es la solución a nuestros problemas”, señaló el Cardenal Dieudonné Nzapalainga, Arzobispo de Bangui, al condenar los actos de violencia ocurridos en República Centroafricana, que derivaron en la masacre de 24 personas, entre ellas el sacerdote Albert Toungoumale-Baba, al interior de la Parroquia de Nuestra Señora de Fátima, el pasado 1º de mayo, fiesta de San José Obrero.


Cardenal africano condena masacre


El Cardenal Nzapalainga, llamó al Gobierno y a la Misión de las Naciones Unidas en África Central a esclarecer lo ocurrido y formuló algunas pertinentes preguntas <<“¿qué está pasando?, ¿ha habido manipulación, instrumentalización?, ¿Hay una intención de dividir el país?, ¿hay una agenda oculta? Busquemos juntos las respuestas a estas preguntas”>>, señaló.

 

Además manifestó se deseo de que surjan héroes y que juntos rechacen la violencia, la barbarie y la autodestrucción. Exhortó a todos los grupos políticos, religiosos y políticos a que se unan a él, en la condena de estos hechos.

 

A los fieles les pidió a confiar en Dios y llamó a todos a evitar los sentimientos de ira así como las represalias y venganzas. Además, mostró su cercanía con los familiares y seres queridos de las víctimas. El atentado comprendió 24 muertos pero también decenas de personas heridas.

 

Los hechos

 

El 1 de mayo, fuerzas de seguridad de República Centroafricana, intentaron detener a Moussa Empereur, de las milicias de autodefensa del distrito PK5, territorio de mayoría musulmana, desatándose la violencia. La Parroquia de Nuestra Señora de Fátima que fue agredida, no está lejos de dicho lugar y la cual ya había sufrido un ataque el 28 de mayo de 2014, con un saldo de 18 fallecidos.

 

Las víctimas se encontraban participando de la Santa Misa cuando los milicianos irrumpieron, incluso arrojando granadas. En el templo celebraba la Eucaristía el P. Albert Toungoumale-Baba, quien no era responsable de la parroquia, pero que oficiaba la celebración por ser el capellán de la Fraternidad de San José. Según el Obispo de Bangassou, Mons. Aguirre, el sacerdote diocesano salió a auxiliar a uno herido y una bala le impactó la cabeza.

 

De forma preliminar se manejaban 16 fallecidos, pero la cifra actualmente es mayor. Después del ataque cargaron con los restos del sacerdote y caminaran con dirección a la Presidencia pero fueron dispensados previamente a su arribo. 

 

Un testimonio que recoge la Agencia Fides, detalla que el cortejo pasó por el barrio Lakouanga, donde fue destruida una mezquita y quemadas vivas dos personas, en tanto otra fuente suma a otro fallecido musulmán durante los disturbios posteriores a la masacre.

 

Capital espiritual del Mundo

 

En noviembre de 2015, el Papa Francisco visitó República Centroafricana y en la Catedral de Bangui, abrió la Puerta Santa, dando por iniciado el Año de la Misericordia, pocos días de la apertura oficial que se llevaría a cabo en El Vaticano, en la Basílica de San Pedro, el 8 de diciembre. En dicha ocasión el Papa señaló que en ese momento, Bangui, era la capital espiritual del mundo.

 

Estas fueron sus palabras “Bangui se convierte hoy en la capital espiritual del mundo. El Año Santo de la Misericordia llega anticipadamente a esta tierra. Una tierra que sufre desde hace años la guerra, el odio, la incomprensión, la falta de paz. En esta tierra sufriente también están todos los países del mundo que están pasando por la cruz de la guerra. Bangui se convierte en la capital espiritual de la oración por la misericordia del Padre. Pidamos todos nosotros paz, misericordia, reconciliación, perdón, amor. Pidamos la paz para Bangui, para toda la República Centroafricana para todos los países que sufren la guerra, pidamos la paz.

 

Todos juntos pidamos amor y paz.

 

Y ahora, con esta oración, comenzamos el Año Santo, aquí, en esta capital espiritual del mundo, hoy.”

 

Con información de Agencia Fides, Aci Prensa y vatican.va

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.