¿Presión internacional para la aprobación del aborto en Argentina?

La iniciativa de despenalización del aborto fue turnada a la Cámara de Senadores, donde aún no hay fecha para su discusión.



 Quien dio la alarma fue el sacerdote católico José María di Paola, el Padre Pepe, uno de los curas villeros formados por el Papa Francisco en su época de obispo de Buenos Aires.

 

El pasado 31 de mayo, en una jornada de exposiciones previa al debate en la Cámara de Diputados, aseguró que desde el Fondo Monetario Internacional (FMI) se presionaba al gobierno para aprobar la iniciativa abortista a cambio de ayuda económica.

 

“Aborto es FMI y FMI es aborto. En los escritos de su fundación encontramos los mismos argumentos que hoy encontramos en la Argentina… Nuestros barrios necesitan propuestas de vida digna y una sociedad que proteja a los más débiles, no que los descarte como residuos patológicos” dijo entonces Di Paola.

 

Finalmente, el pasado jueves, tras más de 20 horas de debate, los diputados aprobaron finalmente la despenalización del aborto hasta la semana 14 de gestación, en una apretadísima votación que terminó 129 a 125, con una abstención.

 

La iniciativa fue turnada a la Cámara de Senadores, donde aún no hay fecha para su discusión.

 

¿Tiene algún sustento la acusación del Padre Pepe?

 

En entrevista con Yo Influyo, Silvina Spataro, directora de campañas de la plataforma Citizen Go, recuerda que el presidente Macri participó en el Congreso Eucarístico Nacional de Tucumán, donde leyó una oración y se comprometió a defender la vida desde la concepción hasta la muerte natural.



No obstante, y aunque aseguró que se mantendría al margen de la discusión, Macri ha jugado a favor de la despenalización del aborto, pese a que no le conviene electoralmente.

 

“Mucha de la gente que fue a manifestarse a las marchas provida, votó por Mauricio Macri. Los votantes de la izquierda, que tradicionalmente apoya el aborto, ni votaron por él ni lo votarán nunca”.

 

¿Por qué Macri impulsa una ley de este tipo y además presiona para que se apruebe? No le conviene para ganar votos. No le suma, le resta totalmente” explica Spataro.

 

‘Convencen’ a diputados

 

“Hubo funcionarios de gobierno que estuvieron llamado a diputados para presionarlos” de acuerdo con la activista.

 

Un ejemplo es el diputado Gastón Roma, quien participó y se fotografió en marchas a favor de la vida y reiteradamente anunció su postura en contra la iniciativa abortista. Sin embargo, de último momento, cambió el sentido de su voto.

 

El legislador publicó un comunicado en el que explicó que su cambio de postura se dio tras escuchar todas las argumentaciones a favor y en contra durante la sesión; y que su decisión “recae absolutamente en el debate”.

 

No obstante, organizaciones provida y diversos medios de comunicación coinciden en que los legisladores indecisos y algunos cuya postura era claramente en contra del aborto –como Roma-, fueron “convencidos” desde el gobierno.

 

Otro ejemplo es el de los diputados justicialistas de la provincia de Las Pampas, Melina Delú y Ariel Rauschenberger, quienes también se habían manifestado contra la despenalización y finalmente apoyaron la iniciativa. Dos días antes, su compañero de partido y región, Sergio Ziliotto, había anunciado su voto en el mismo sentido.

 

Ese mismo día se ratificó un convenio de transferencia de 400 millones de pesos del Ministerio de Trabajo a la región de Las Pampas.

 

“(el intercambio de votos por recursos) No es algo que tengamos cien por ciento confirmados, porque es difícil poder esclarecerlo. Pero es sorprendente que justo los diputados de La Pampa cambiaron de voto, eso llama poderosamente la atención”, finalizó Spataro.

 

 

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.