Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Respaldo histórico de la CEM a Frente Nacional por la Familia

Escrito por Rodrigo Iván Cortés Jiménez.

 

Desde el Humanismo, reflexionemos:

El comunicado de la Confederación Episcopal Mexicana (CEM) en respaldo al Frente Nacional por la Familia

Estamos todos ya muy conscientes de las medidas anunciadas por el presidente Enrique Peña Nieto en contra del matrimonio, la familia, la patria potestad y otros elementos que fueron parte de esas seis medidas que anunció el 17 de mayo de este año.

Ante ese hecho, la ciudadanía en toda la República constituyó el Frente Nacional por la Familia para dos cosas muy importantes: manifestar un rotundo rechazo a esas medidas que incluyen, por ejemplo, el mal llamado matrimonio igualitario, la inclusión de la ideología de género en la educación, entre otras medidas; y para promover lo que es la iniciativa auténticamente ciudadana presentada a finales de febrero, es decir, antes de las ocurrencias del presidente, para fortalecer el matrimonio y la familia a nivel constitucional en su Artículo 4.

Todos hemos sabido de los esfuerzos denodados del gobierno federal, de actores principales, actores como Osorio Chong, desde la Secretaría de Gobernación, para tratar de imponer esta ideología a través de diversas medidas en los estados de la República para que previo a septiembre pudiera darse la idea de que “todo México quiere esa ideología”.

Pues México les mostró que no.

En las elecciones del 5 de junio se dio la peor derrota electoral sufrida por el partido del presidente y una serie de rechazos explícitos de miembros del PRI, de legisladores de ese partido, de líderes de ese partido. Ante este contexto y esta insistencia de ideologiza y tratar imponer esta ideología de género, por parte del ejecutivo y de su gabinete, el Frente Nacional por la Familia no ceja en sus esfuerzos  y nos lleva para septiembre, en este sentido es histórico, es muy relevante ubicar la importancia que tiene el comunicado de la CEM, pues que reúne a todos los obispos de México para respaldar al Frente Nacional por la Familia y también para convocar a los laicos, a las personas de buena voluntad, para que asistan a las marchas y concentraciones para que asistan el 10 de septiembre a las marchas simultáneas, y el 24 de septiembre a la movilización nacional.

Y lo hace con las siguientes palabras: La irrupción de la mentalidad de “ideología de género" se mueve con una “bandera” de aceptación, al promover el valor de la diversidad y la no discriminación. Y ahí retoma las enseñanzas del Papa Francisco en su más reciente exhortación apostólica “Amores Laetitia”: pues “niega la diferencia y la reciprocidad natural de hombre y de mujer […] presenta una sociedad sin diferencias de sexo, y vacía el fundamento antropológico de la familia” (Amoris Laetitia 56).

Y continúa, citando al Papa Francisco: “Nadie puede pensar que debilitar a la familia como sociedad natural fundada en el matrimonio es algo que favorece a la sociedad. Ocurre lo contrario: perjudica la maduración de las personas, el cultivo de los valores comunitarios y el desarrollo ético de las ciudades y de los pueblos […] las uniones de hecho o entre personas del mismo sexo […] no pueden equipararse sin más al matrimonio” (Id 52).

Y también retoman del Amoris Laetitia: “Los cristianos no podemos renunciar a proponer el matrimonio con el fin de no contradecir la sensibilidad actual, para estar a la moda, o por sentimientos de inferioridad frente al descalabro moral y humano […] nos cabe un esfuerzo más responsable y generoso, que consiste en presentar las razones y las motivaciones para optar por el matrimonio y la familia.” (Id 35).

Y para culminar, la CEM dice: En este contexto respaldamos y animamos la coalición de grupos que se ha constituido, llamada “Frente Nacional por la Familia”, y que está convocando y organizando dos marchas o concentraciones masivas para expresar que: “el futuro de la humanidad se fragua en el matrimonio y la familia natural”_. La primera para el próximo sábado 10 de septiembre en cada uno de los Estados y ciudades grandes; la segunda, el sábado 24 de septiembre en la ciudad de México y con un sentido nacional.

Esto es un hecho histórico y, prácticamente a 90 años de lo que fue la persecución religiosa que derivó en la llamada Cristiada, es un hecho a considerar, precisamente la falta de sensibilidad de un gobierno que trata de imponer una sola ideología a todos los mexicanos. Es una llamada para la toma de conciencia y la participación.

@yoinfluyo

mm@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen necesariamente la posición oficial de yoinfluyo.com


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar