La salida de Ford de SLP añade más nerviosismo en México

El presidente electo Donald Trump agradeció este miércoles la decisión de la automotriz estadunidense Ford de cancelar sus planes para construir una fábrica en México, tal como la empresa anunció la víspera.



“Gracias Ford por cancelar una nueva planta en México y por crear 700 nuevos empleos en Estados Unidos. Esto es sólo el comienzo: sigue mucho más”, escribió Trump en su cuenta de mensajes de Twitter.

La empresa Ford anunció el martes la cancelación de la construcción de una planta de 1 mil 600 millones de dólares de producción de vehículos en San Luis Potosí, México, para crear en su lugar un centro de innovación y manufactura en Flat Rock, Michigan. La planta de Ford en San Luis Potosí para producir vehículos pequeños y crear dos mil 800 empleos.

El presidente de Ford, Mark Fields, hizo el anuncio en una rueda de prensa en Flat Rock, donde elogio los planes de reformas fiscales y desregulatorias del presidente electo Donald Trump, quien criticó a Ford durante la campaña presidencial por sus planes de mudar una parte de su producción a México.

Antes de hacer el anuncio, Fields habló telefónicamente con el vicepresidente electo Mike Pence; y en otra llamada, el presidente de la Junta Ejecutiva de Ford Motor Company, Bill Ford, habló con el presidente electo Donald Trump.

En la mañana del martes Trump había amenazado a la automotriz General Motors Corporation (GMC) con imponerle “un gran impuesto en la frontera” por exportar a Estados Unidos uno de sus modelos que construye en una planta en territorio mexicano.

El director de Ford, Mark Fields, negó que la decisión de cancelar su planta en México hubiera sido tomada por las críticas de Trump, y explicó que se debía a una baja en la demanda de autos compactos.

Cuestionado por la cadena CNN si la decisión de cancelar la planta en San Luis Potosí obedeció a las presiones de Trump, Fields aseguró que fue un “voto de confianza” en el próximo gobierno.

“Primero que nada hicimos lo que tenía sentido para nuestro negocio y esto tiene sentido para nuestro negocio. Y vimos todos los factores, incluido lo que vemos como un ambiente más positivo de manufactura y negocios en Estados Unidos bajo el presidente electo Trump”, aseveró Fields.

“Literalmente es un voto de confianza en las políticas pro-crecimiento que él ha estado delineando y por eso estamos tomando la decisión de invertir aquí en los Estados Unidos y en nuestra planta en Michigan”, añadió.

Decisión de Ford genera expectativas negativas

El peso mexicano cerró la jornada del martes con una depreciación de 1.66% (34.4 centavos), al cotizar en alrededor de 21.08 pesos por dólar al mayoreo, después de que Ford dio a conocer que canceló su plan para construir una planta en San Luis Potosí con una inversión de 1 mil 600 millones de dólares, indicó Banco Base.

La institución financiera señala que aunque Ford ha dicho que la decisión es estratégica y no está relacionada a la nueva administración de Donald Trump, el mercado considera que ha sido resultado de la presión y amenazas de imponer aranceles, lo que afectará la Inversión Extranjera Directa (IED) en México.

Explicó que apenas la mañana de este martes, el presidente electo de Estados Unidos envió un mensaje en donde acusa a General Motors (GM) de enviar la producción de un modelo de auto a México, y agrega que debería regresar su producción a Estados Unidos o pagar un impuesto alto.

Aunque GM explicó que la producción en México está destinada al mercado internacional, con lo que no aplica la lógica del comentario de Trump, el nerviosismo seguirá en aumento durante los próximos 17 días antes de que tome protesta como presidente, indica Banco Base.

Además, este lunes Donald Trump nominó como representante de Comercio de Estados Unidos a Robert Lighthizer, quien ya había ocupado un cargo como sub-representante de Comercio durante la administración Reagan y ha acusado a China de prácticas desleales en materia comercial.

Pese a que el futuro miembro del gabinete históricamente ha estado en favor de las relaciones comerciales, es probable que una de sus primeras consignas sea renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) en favor de Estados Unidos.

Con información de Notimex

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


 


Email marketing by Interspire