Libertad de prensa ¿Una simulación?

“Nos preguntamos si en verdad existen las condiciones necesarias para ejercer el periodismo en el mundo, pero me queda claro que en México no”, aseguró Juan Vázquez, vocero de Artículo 19.


Libertad de prensa


Carlos Domínguez Rodríguez, periodista independiente y autor de una columna política, fue asesinado el pasado 13 de enero, con 21 puñaladas, mientras conducía por el centro de Nuevo Laredo, Tamaulipas.

 

Aunque el pasado primero de abril inició el proceso judicial contra seis personas por este caso, aún no se conocen los motivos que provocaron su asesinato, el número 40 de un periodista en el sexenio que está por concluir y el primero del 2018 en nuestro país.

 

En 2017 México se convirtió en el país más peligroso para ejercer el periodismo en todo el mundo, incluso por encima de naciones como Afganistán, Irak y Siria, de acuerdo con un informe presentado por la Federación Internacional de Periodistas.

 

¿Libertad de prensa?

 

El Artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos garantiza la libertad de expresión. En México, este derecho está consagrado en los artículos seis y siete de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Pero en los hechos no siempre es respetado.

 

Tan solo el año pasado, de acuerdo con cifras de la organización internacional Artículo 19, fueron asesinados 12 periodistas en México; y se tiene registro de 507 agresiones contra comunicadores.

 

En entrevista con Yo Influyo, Juan Vázquez, Oficial del Área de Comunicación del capítulo México de ese organismo, explicó que, pese a que los crímenes contra periodistas han causado reacciones en diferentes sectores de la sociedad, la realidad es que el problema no se resolverá de tajo.

 

“Nos preguntamos si en verdad existen las condiciones necesarias para ejercer el periodismo en el mundo, pero me queda claro que en México no. Se habla de libertad de expresión, pero la realidad es que son más simulaciones”.

 

En los últimos 17 años, 109 periodistas han sido asesinados: 49 en el gobierno de Felipe Calderón y, hasta el momento, 40 en el sexenio de Enrique Peña Nieto.

 

Asociaciones como la Federación Internacional de Periodistas, Reporteros Sin Fronteras y el Mecanismo de Protección Integral de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, realizan constantes recomendaciones a los gobiernos para atender el problema y generar políticas de prevención de la violencia contra periodistas.

 

De acuerdo con Vázquez, si se castiga en verdad a los responsables de los crímenes, se ataca la impunidad, se garantiza el acceso a la verdad y se trabaja en la reparación del daño a las víctimas, en la medida de lo posible, el periodismo será una profesión más fácil ejercer.

 

“La libertad no se consigue si no existe la justicia y si entre nosotros como gremio no solidificamos lazos”, finalizó Vázquez la entrevista.

 

Silenciando la verdad

 

Columnistas, editores, reporteros o fotógrafos, los periodistas corren peligro, sobre todo en zonas de más violencia en el país. Aquí te presentamos solo algunos de los casos más sonados:

 

*El martes 19 de diciembre del año pasado, durante las festividades navideñas, Gumaro Pérez Aguinaldo fue asesinado a balazos durante una posada en el colegio Aguirre Cinta en Acayucan Veracruz, frente a su hijo y otros menores de edad.

 

Gumaro había sido reportero de los periódicos Golfo del Sur y La voz del Sur, además de laborar para el municipio. Ana Laura Pérez, presidenta de la Comisión Estatal de Atención y Protección de periodistas, confirmó que Pérez Aguilando había solicitado protección, aunque nunca se confirmaron amenazas en su contra.

 

La Fiscalía de Veracruz dijo entonces que, como Gumaro tenía varios meses sin colaborar con algún medio no era periodista, e incluso lo relacionaron con algún grupo criminal. Sin embargo, la Asociación de Periodistas Independientes de Acayucan lo reconocían como uno de los suyos.

 

* El 19 de diciembre del año pasado fue encontrado sin vida el cuerpo de Ramón Zavala, identificado como el autor material del asesinato de la periodista Miroslava Breach Velducea. Seis días después, Juan Carlos ‘N’, alias el ‘Wa Wa’ fue detenido por las autoridades, acusado de ser el autor intelectual del crimen.

 

Breach Velducea trabajaba como corresponsal del diario La Jornada en Chihuahua y, durante sus últimas semanas, investigaba los vínculos de algunos políticos del municipio de Chínipas con el grupo delictivo ‘Los Salazar’ y su líder, Crispín Salazar Zambrano.

 

A pesar de las líneas de investigación que se abrieron y que las órdenes del asesinato fueron exclusivas de ‘Los Salazar’, hay quienes aseguran que los gobiernos del PRI en la entidad tuvieron mucho que ver.

 

* Javier Valdez fue, quizá, el caso más sonado del año pasado, pues era un periodista reconocido en Sinaloa, autor de varios libros y, además, fue el quinto periodista muerto en menos de dos meses.

 

Valdez trabajó toda su vida en Culiacán. Esa ciudad es el centro de operaciones del cártel que dirigía, hasta hace poco, Joaquín “El Chapo” Guzmán, ahora preso en Estados Unidos.

 

A la fecha, el único detenido por la muerte del periodista es Heriberto ‘N’, alias ‘El Koala’, quien fue capturado en Tijuana y espera en prisión preventiva a que inicie su proceso.

 

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Email marketing by Interspire