Últimas noticias:

FIFA se retracta, grito de afición mexicana no es insulto

Previo al partido de las selecciones de México y Croacia, la FIFA informó que no tomará medidas disciplinarias contra la Federación Mexicana de Futbol (FMF) por el grito que realizan sus fanáticos durante partidos de la Copa del Mundo, al momento de cada despeje del portero contrario.


 Incongruencias de la FIFA


De acuerdo a información de agencias internacionales, la FIFA indicó este lunes que su Comisión Disciplinaria decidió que el grito de “puto” no es considerado un insulto en este contexto específico, con lo que desestimó una acusación por "conducta inapropiada" durante el partido del 13 de junio entre México y Camerún, en Natal.

La FIFA cerró así un capítulo que orilló al rechazo generalizado de la afición mexicana y a la difusión de un sinnúmero de “memes” para mofarse de la actitud asumida el jueves 19 de junio por el organismo internacional de futbol, quien consideró que la expresión era “homofóbica”.

Incluso, el asunto ventiló la posibilidad de eliminar administrativamente a la Selección Mexicana, aunque posteriormente se habló de una sanción económica.

Aquí, en México, la postura de la FIFA fue retomada ese mismo día por el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), institución que emitió un comunicado de prensa en el que, con el título “Rechaza Conapred normalización de grito homofóbico en el futbol”, afirmó que el futbol se gana con goles, “no con discriminación”.

El organismo que preside Ricardo Antonio Bucio Mújica expuso que en el caso del Mundial de Futbol que se celebra en Brasil “ha llamado la atención a nivel internacional, en particular de la propia FIFA, los gritos homofóbicos que la afición mexicana expresa con fuerza en los partidos de la selección mexicana. Dichas expresiones homofóbicas no forman parte de una práctica cotidiana inofensiva de nuestra sociedad en sus diferentes espacios públicos”.

El texto agregó que, “decir que su uso es una costumbre o tradición, que es independiente de quienes dirigen este deporte, o que con el pago del boleto se puede tener cualquier conducta en el estadio al amparo de una libertad de expresión mal entendida como ilimitada, además de erróneo es irresponsable, y no contribuye al respeto de los derechos humanos y de la dignidad de las personas”.

No sólo eso, sino que además precisó que “el grito de ‘puto’ es expresión de desprecio, de rechazo. No es descripción ni expresión neutra; es calificación negativa, es estigma, es minusvaloración. Homologa la condición homosexual con cobardía, con equívoco, es una forma de equiparar a los rivales con las mujeres, una forma de ridiculizarlas en un espacio deportivo que siempre se ha concebido como casi exclusivamente masculino. El sentido con el que se da este grito colectivo en los estadios no es inocuo; refleja la homofobia, el machismo y la misoginia que privan aún en nuestra sociedad”.

Asimismo, el Conapred detalló que bajo recurrentes insultos y gritos, algunas “porras” o “barras” utilizan burda e impunemente un lenguaje y simbolismos cargados de estigmas y prejuicios contra la diversidad por tono de piel, nacionalidad, apariencia y preferencia sexual. “Las expresiones racistas, clasistas, xenofóbicas, machistas y homofóbicas buscan descalificar, intimidar, negar, reducir y anular a sus rivales, equipos, entrenadores, afición o árbitros. Son incluso utilizados estratégicamente dentro de la cancha para tratar de desequilibrar, desconcentrar y sacar de balance a jugadores del equipo contrario”, aseveró la institución, para concluir enfáticamente que “el futbol se gana con goles, no con discriminación”.

@yoinfluyo

agutierrez@yoinfluyo.com

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar