Últimas noticias:

Arzobispo de Puebla llama salir al encuentro de la familia

El Arzobispo de la Arquidiócesis de Puebla, Monseñor Víctor Sánchez Espinosa, invitó a los participantes del Primer Encuentro “Juntos por México”, a permanecer en misión permanente y salir al encuentro de la propia familia, así como abrir sus casas a los demás miembros de la familia, a propios y extraños, ya que en la Iglesia no hay extraños, para compartir el pan y la sal con los vecinos y compañeros de trabajo, orando por los ausentes y bendiciendo a todos.


Juntos por Mexico


Subrayó que en las actuales circunstancias de la vida, ser alegres misioneros nos debe hace salir a las periferias del mundo, empezando desde el hogar. “Es un diálogo salir y dejar entrar, por tanto, para dejar la misión al alcance de todos, yo los invito a salir al encuentro de la propia familia”.

Destacó que nuestro querido Papa Francisco nos ha dicho que quiere una Iglesia en salida; una Iglesia madre, tierna, sencilla, cariñosa, humilde, cercana.

Al presidir la celebración eucarística con la que continúo el segundo día del Primer Encuentro “Juntos por México”, el también presidente del Departamento de Misión y Espiritualidad del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM) recordó las palabras del Papa Emérito Benedicto XVI, quien llamó a nuestro continente, “el continente de la esperanza, de bautizados y católicos”, en el que todos vamos a la misión.

En su homilía, Monseñor Sánchez Espinosa expuso que el mandato misionero del Señor de ir y hacer discípulos cobra nuevo significado y nos impulsa a hacer que cada familia y cada comunidad cristiana desaten “la revolución de la ternura y de la fortaleza”, a fin de que se convierta en un hospital de campaña, en una casa de acogida, en una escuela de comunión, en un taller de fraternidad.

“Recordemos que desde hace ocho años, aproximadamente, este Continente, como lo llamó nuestro querido Papa Emérito Benedicto XVI, está en misión permanente; todos los agentes de pastoral: obispos, presbíteros, diáconos, consagrados y consagradas, laicos y laicas, todos estamos en una formación permanente y todos somos discípulos misioneros: las familias, los jóvenes, los niños, los consagrados, los obispos, los presbíteros, los diáconos, todos hemos sido enviados a la misión”, afirmó.

En su mensaje, el Arzobispo de Puebla destacó que la vida y la misión de la Iglesia son un desbordamiento de fe, de gratitud por el llamado de Jesús a una vida plena. “Por un lado, experimentar el amor misericordioso del Padre Celestial, y por otro lado el trabajo común por una vida humana digna, saludable, creativa y feliz”.

Dijo que celebrar a Jesús glorioso implica practicar sus palabras y obras, es decir, amar y servir a Dios y amar y servir al prójimo, pues un amor nos lleva al otro; “no podemos amar a Dios sino amamos a nuestros hermanos; el amor a nuestros hermanos nos eleva y nos lleva a amar a Dios”.

Por lo anterior, aseveró que hoy este nuevo espíritu nos invita a la conversión, a la renovación personal y a la renovación de las instituciones. “Sin duda, erradicar la pobreza extrema en el país, ese es un gemido del espíritu. Estoy seguro que esta asamblea nacional de laicos escuchara este gemido del espíritu como alegres discípulos y misioneros de Jesús y sabrá desatar un voluntariado nacional que mitigue los dolores y penurias de la pobreza extrema que ofende a Dios y al prójimo. Y eso es lo que le pedimos al Señor en este encuentro y en esta celebración eucarística, que bendiga a nuestra Iglesia que peregrina en México; que bendiga a nuestros queridos fieles laicos de Cristo Jesús.

Para concluir, Monseñor Víctor Sánchez Espinosa conminó a los asistentes a alabar y bendecir a Dios, glorificando su nombre, “pero sobre todo dándole gracias por este Primer Encuentro ‘Juntos por México’ que nos permite celebrar”.

@yoinfluyo

agutierrez@yoinfluyo.com


 

 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar