Últimas noticias:

Economía mexicana para no economistas

EUFEMISMOS

De pronto, nos topamos con una dicotomía genial: la macroeconomía va caminando estupendamente, pero eso solo lo ven los funcionarios del gabinete y una que otra calificadora que no se muestra tan alegre con tales cuentas. Se habla de que el ingreso de las familias ha mejorada en los últimos años, y un vecino del escribano –con todo el dolor de su corazón- no matriculó a sus hijos en una escuela particular, y los envía ahora a una institución pública. 


Está mejor la economía


Se argumenta en los spots oficiales en la tele que, los mexicanos ya no dependen de las remesas enviadas por los hermanos que trabajan en Estados Unidos, y que cada día que pasa, dejamos de necesitar la venta de petróleo, y el asunto es que de todas formas “no alcanza el dinero”, de acuerdo con los dichos de las señoras amas de casa, que ésas sí, saben de administración en cualquier nivel donde las pongan.

NADIE SABE Y NADIE SUPO

Pero, ¿en realidad, en qué condiciones se encuentra la economía del país? ¿En serio y de verdad, van a mejorar las cosas para las familias? Son, a no dudarlo, dos buenas preguntas que nunca esperan unas buenas respuestas, sino eufemismos, jugarretas gramaticales, equilibrismos en la narrativa oficial. 

Expansión publicó recientemente (“Las tres razones que 'lastran' el crecimiento de la economía mexicana” -  11 de septiembre de 2017  - http://expansion.mx/empresas/2017/09/11)

Una entrega por demás interesante, donde se define, como lastres de la golpeada economía mexicana, a tres factores importantes: La Impunidad, la Falta de Estado de Derecho, y el bajo Impulso a las tecnologías,  a pesar de estar posicionados, dice la nota, en un mercado “de los más abiertos a nivel mundial”. 

La afirmación se hizo en el Foro Expansión durante el primer panel con empresarios nacionales.

El escribano coincide con Alejandro Ramírez, director general de Cinépolis y Presidente del Consejo Mexicano de Negocios, ya no se percibe la megalomanía gubernamental por tener las narices metidas en todas las ramas de la industria (remember Echeverría y López Portilo). Cierto Hay una mayor apertura en este sentido.

Sin embargo, el empresariado contra-argumentó las cuentas alegres del sector público: Faltan reformas en seguridad, en materia electoral y modelo fiscal. Son insuficientes los esfuerzos para combatir la impunidad y el respeto al estado de derecho. ¿Por qué el delincuente reincide, se preguntan los hombres de empresa? Respuesta: Porque pueden, porque no pasa nada, no hay repercusiones. Porque los modelos de procuración y administración de justicia, además de divorciados, trabajan metiéndose el pie los unos a los otros, pregúntele a Florence Cassez, a  Moreira y al vecino de usted a quien ya le robaron algo.

En efecto, se ha hablado en los medios de nombres y hombres del sector empresarial que están coludidos. No hay duda. Es necesario ir tras el corrupto tanto como con el corruptor. Los verdaderos hombres de empresa en México, pidieron su exclusión y rechazo social.

LOS IMPACTOS

Evidentemente, los costos son elevadísimos cuando se derivan de decisiones económicas erráticas o conducidas por meros intereses electorales.

En su “México: Anatomía de la corrupción”, estudio realizado por María Amparo Casar del IMCO, (http://imco.org.mx/politica_buen_gobierno/mexico-anatomia-de-la-corrupcion/) –solo por enunciar los efectos económicos inmediatos, destacan los siguientes:

En materia de  Inversión – Hasta 5% menor en países con mayor corrupción (FMI).  Este solo hecho lacera, porque sin inversión no habrá empleos y sin éstos, aumentará la criminalidad.

Por supuesto, todos los actos de corrupción golpean fuerte el Ingreso de las empresas – Pérdida de 5% de las ventas anuales (Ernst & Young). Es obvio que esa condición desalienta a las empresas, porque por esas mismas razones, el país se vuelve poco atractivo. O sea, no es negocio abrir una empresa en México.

Y agreguen mis adoradas lectoras y brillantes lectores, los costos que implica la corrupción generalizada vía la Piratería – Pérdida de 480 mil empleos al año (CEESP). Es evidente que, la investigación de nuevas tecnologías y el desarrollo de productos, con tales índices de corrupción, pueden irse por la alcantarilla.

Y finalmente, lo que implica la corrupción en términos del Producto Interno Bruto – 2% del PIB (WEF), 9% (Banco de México, Banco Mundial y Forbes), 10% (CEESP)

Sea la cantidad que sea, no se necesita ser un gran economista para identificar que en materia económica, decía mi santa agüe: “el horno no está para bollos”. ¿O sí?

@yoinfluyo

redaccion@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com


 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar