Últimas noticias:

Del Che Macri a la misoginia de AMLO

¿Comparaciones odiosas? ¡No tanto!

De lo más reciente en esta semana, surge el amarre de navajas por todos lados. Desde la amenaza yihadista a México, pasando por el fracaso del populismo en Argentina para iniciar una época presumiblemente mejor para nuestros hermanos que sufrieron el peronismo y a Cristina Fernández con todo y sus predecesores, la exigencia de que el Ejecutivo mexicano fije una postura ante las ya inenarrables torpezas, corrupción y abusos de don Nicolás Maburro –así le dicen varios corresponsales–, hasta la impresentable misoginia de López Obrador, quien no es de izquierda ni de derecha, sino todo lo contrario, asegurando que las mujeres son algo así como un pegote, añadido, lastre o extensión de sus maridos.


Análisis Político


Por ello, este aprendiz de escribano considera que, si bien –como reza la sabiduría popular mexicana– las comparaciones son odiosas, éstas no lo parecen tanto.

De entrada

John Paul Rathbone, del Financial Times, porta una visión muy completa de lo que sucede hoy en tierras pamperas. Desde hace 12 años se fue por la alcantarilla el auge de los productos básicos, lo que volvió urgente un replanteamiento de la gestión económica del gobierno de los Kirschner, cosa que el populismo de Cristinita jamás pudo entender, aunque por idéntica vereda camina Dilma en Brasil.

La crisis bestial en el costo de los productos básicos es algo que los argentinos entendieron definitivamente, y por eso una clave del éxito de Macri. Sin embargo, López Obrador todavía no. Sigue invitando a los tabasqueños –a pesar de que lo niegue en entrevista– a dejar de pagar bienes y servicios públicos. Esta invitación disminuye el atractivo del mesías tropical. Pero éste, aun no lo ve y sus seguidores, menos.

Apuntado en la lista

“Si por eso me llaman ‘populista’, que me apunten en la lista”. Así concluye el enésimo spot de radio y televisión de la campaña del caudillo ex priista y ex perredista que comenzó desde hace muchos años. Igual que Cristina, Evo, Lula, Fidel, Correa o Maduro, su estilo desafiante, polémico, burlesco, irónico e irritante, son parte de un modelo agotado, porque ha demostrado su rotundo fracaso. Léase la crisis terrible de los hermanos venezolanos.

Los excesos de Cristi

El mesías nacionalizado tabasqueño no acaba de entender que el modelo que oferta puede acabar en la desfortuna en la que los Kirschner dejan Argentina. The Financial Times sintetiza: Inflación a dos dígitos, la devaluación tan grave como la sucedida en el 2002; reservas colapsadas; controles monetarios asfixiantes; el tipo de cambio sobrevaluado; el banco central argentino sigue imprimiendo dinero para financiar el déficit fiscal; y los subsidios, se dispendian generosamente; es el caso, dice el diario, del subsidio al consumo de energía eléctrica que llega a los hogares al precio de una taza de café.

Empleando la jerigonza de que, primero los pobres, la oferta de Andrés Manuel conlleva un riesgo alto. Lo que hizo Cristina Fernández, en México sería suicidio. El Che Macri cuenta con un respaldo entre los congresistas, algunos de ellos disidentes del peronismo, que AMLO está muy lejos de obtener, a pesar de sus interesantes avances en la Asamblea Legislativa de la ciudad capital. La deuda externa y la ausencia total de políticas que favorezcan el mercado interno, pueden generar la presencia de “holdout” profesionales, que la misma Cristina comparó con los buitres, haciendo un flaco favor a las aves que cumplen con una importante función.

Sucesos nacionales en salsa verde

Mis hermosísimas y brillantes lectoras, amén de los visionarios lectores, han expresado su honda preocupación –encima de todo lo que pueden provocar las ocurrencias del tabasqueño– en la misoginia de López Obrador. No ofende a una mujer, sino a todas. No descalifica a Margarita Zavala, esposa del ex presidente Felipe Calderón, sino la hace vencedora en la opinión pública.

Los denuestos de AMLO contra las mujeres no es tema novedoso. Habrá que recordar a la Diputada Ruth Zavaleta, a quien acusó de que le habían “agarrado la piernita” por expresar un voto diferenciado de la bancada izquierdista.

El tabasqueño es, sin duda, un producto vendible y maleable para sus estrategas. Pero esto, probablemente, muchas mujeres se lo cobrarán en las urnas, si es que insiste en su eterna proclama presidencialista. Al tiempo.

@yoinfluyo

comentarios@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen necesariamente la posición oficial de yoinfluyo.com


 

 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar