Últimas noticias:

Venezuela al rojo vivo

Quiérase o no, la crisis que padece Venezuela es tema de actualidad no sólo en estos momentos sino desde hace ya muchos años.


Venezuela al rojo vivo


Como cambian los tiempos. Hubo una época en la cual Venezuela era un ejemplo de estado democrático para el resto de sus países hermanos en el continente.

Después de soportar la dictadura de Pérez Jiménez, en aquel país andino se implantó un sistema que funcionó como un reloj puesto que se celebraban elecciones cada cuatro años y la banda presidencial siempre se le entregaba, sin discusión alguna, al candidato que había triunfado en las urnas.

Sin embargo, a partir de la llegada de gobernantes populistas, como fue el caso de Carlos Andrés Pérez, todo empezó a cambiar…

Y es que, ya fuese porque –siguiendo las teorías de John Maynard Keynes- los gobiernos aumentaron sin control el gasto público o ya fuese porque viesen el poder como si fuera un botín de piratas; el caso fue que la economía empezó a resentirse.

El aumento desmesurado del gasto público ocasionó inflación, quiebra de infinidad de empresas y desempleo.

Los actos de corrupción escandalizaron de tal modo a los venezolanos que éstos acabaron perdiendo la fe en los partidos tradicionales.

Y al perder la fe en los partidos tradicionales –a quienes se consideraba culpables de la crisis- los venezolanos dirigieron sus miradas hacia otros rumbos.

Fue así como, en 1999, llegó al poder Hugo Chávez.

No tiene caso hacer una reseña de cómo fue el gobierno de un demagogo que, apoyándose en teorías económicas de corte populista, acabó de arruinar al país.

A pesar de ser uno de los países más ricos del continente, los venezolanos empezaron a saber lo que era pasar hambre.

Ya no eran solamente el desempleo, los escándalos y la inflación. Ahora, a las plagas anteriores, se sumaba también la carestía de artículos básicos.

Hugo Chávez fallece a principios de 2013 y deja como sucesor a Nicolás Maduro quien, sin contar con el carisma de su antecesor, lo único que consiguió fue arruinar aún más al país.

Desesperado porque tiene en contra a la mayoría del pueblo, Maduro ha encarcelado a los principales opositores, entre quienes se encuentran Leopoldo López y  Antonio Ledezma.

Sin embargo no son estos dos personajes los únicos opositores a Maduro; por desgracia para el aún presidente en funciones, lo es la gran mayoría de sus compatriotas a quienes, en gran parte acaudilla, esa gran mujer que es Lilián Tintori, esposa de Leopoldo López.

Al verse entre la espada y la pared, Maduro ha procedido como el clásico gorila o sea reprimiendo con violencia a los manifestantes.

Fruto sangriento de dicha represión son más de ciento veinte muerto desde abril hasta el día de hoy.

Cada vez más desesperado, violando todas las garantías individuales, así como haciendo todo tipo de fraude, convocó hace días a elecciones para una Asamblea Constituyente cuya única función será redactar una Constitución que le conceda plenos poderes a Maduro.

En medio del descontento y manifestaciones ahogadas en sangre, de todas partes del mundo empiezan a escucharse voces de condena.

Es así como desde un Donald Trump hasta la Unión Europea, pasando por varios países del continente e incluso hasta el Vaticano han censurado el intento de Maduro por convertirse en amo vitalicio de Venezuela.

Tal y como están las cosas, resulta difícil hacer cualquier tipo de pronóstico.

Desde luego es admirable la valentía del pueblo venezolano que, con tal de recuperar la democracia perdida, es capaz de los mayores actos de heroísmo.

Desde luego que, conformen van pasando los días, Maduro se percata de que va teniendo en contra al mundo entero, exceptuando regímenes dictatoriales como el de Cuba.

Sin embargo Maduro tiene armas y un ejército de matones dispuesto a matar sin tentarse para nada el corazón.

Venezuela está al rojo vivo.

Negros, negrísimos nubarrones asoman en el horizonte; presagio de que las peores tormentas están aún por venir…

@yoinfluyo

redaccion@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com


 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar