Últimas noticias:

Costa Rica: decreto Solís contradice sentencia de Tribunal Supremo

El Presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, anunció la firma del decreto que regula la fecundación in vitro (FIV).


Defensa Vida


La decisión se produce tras las presiones recibidas por la Corte Interamericana de Derechos Humanos, que en sentencia del 2012 (caso Atarvia Murillo vs Costa Rica) resolvió que la FIV no tentaba contra el derecho a la vida puesto que -en su opinión- la vida no comienza en el momento de la fecundación. “La opinión de la Corte Interamericana contradice toda la evidencia científica”, señala Luis Losada, Director de campañas de CitizenGO.

Además, la decisión de la Corte contradecía la sentencia del 2000, de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo, en la que prohibía la FIV por entender que atentaba contra el artículo 21 de la Constitución de Costa Rica, que señala que “la vida humana es inviolable”.

El Supremo se manifestaba así contra un decreto del gobierno de entonces.

Aunque los servicios jurídicos de la Casa Presidencial de Costa Rica aseguran que el decreto se ajusta a derecho, la realidad es que un decreto gubernamental no puede contradecir una sentencia del Supremo.

El Supremo también apela al artículo 4.1 del Pacto de San José que señala lo siguiente:

"Toda persona tiene derecho a que se respete su vida. Este derecho estará protegido por la ley y, en general, a partir del momento de la concepción. Nadie puede ser privado de la vida arbitrariamente”.

Losada considera que “la Corte Interamericana se extralimitó en su sentencia proFIV al despegarse del Pacto de San José aprobado por todos los gobiernos”. Además, considera que la Corte “invadió competencias nacionales en una injerencia ideológica inaceptable”.

La polémica también ha saltado porque el proyecto de decreto permite la fecundación de mujeres solteras y la fecundación heteróloga, es decir, de donación de óvulos o espermatozoides. “Todos tenemos derecho a conocer nuestro origen biológico”, apunta Losada.

Además, el proyecto de decreto establece supuestas restricciones que no son técnicamente viables. Impide producir más de dos embriones, cifra máxima a implantar. Sin embargo, las técnicas actuales hacen esta restricción inviable: En toda FIV hay embriones ‘fallidos’, es decir, muertos; y también embriones ‘sobrantes’, “que pasan al limbo de la nevera, de la crioconservación”, explica Losada.

CitizenGO ha lanzado una campaña para pedirle al Presidente Solís que respete el derecho a la vida, el Estado de Derecho, las sentencias del Supremo y la soberanía nacional.

Si quieres participar, puedes hacerlo AQUI.

@yoinfluyo

comentarios@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen necesariamente la posición oficial de yoinfluyo.com


 

 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar