Últimas noticias:

¡Ir a las causas!

Una vez más estoy totalmente de acuerdo con Angela Merkel (luterana), Canciller de Alemania, que junto con Konrad Adenauer (católico), han sido lo mejor que ha tenido Alemania en los últimos tiempos.


Medio ambiente y pobreza


En su reciente visita a México (10 de junio), trató nuevamente de hacer frente común; ya lo hizo antes con Felipe Calderón cuando con motivo de la Cumbre del Medio Ambiente en Cancún trataron de lograr que por fin se llegara a un “acuerdo mundial” para hacer regresivo el cada vez más grave deterioro del medio ambiente, con los fatales cambios climáticos, consecuencia del sobrecalentamiento.

Hoy (12 de junio) despertamos con la noticia de que en Totolapan, Guerrero, un alud de lodo mató a dos soldados, estando desaparecidos otros seis. Hace poco nos enteramos de un desastre similar, pero de mayores proporciones, en Colombia y luego en Perú. Los huracanes y tormentas tropicales empiezan a hacer estragos.

Ahora tratan de hacer frente común, no sólo en cuanto al progreso, sino especialmente en cuanto al medio ambiente, aclarando al respecto el embajador alemán Viktor Elbling, considerando que México y Alemania son dos países que tienen una fuerte simpatía mutua, son aliados y socios en temas de importancia global como comercio, cambio climático, protección del medio ambiente, biodiversidad, el Estado de Derecho y el desarme, dijo: “Somos jugadores importantes en estas canchas y lo mejor es que jugamos en el mismo equipo”.

Después de que Estados Unidos se retirara del reciente Acuerdo de Paris (del 2014) sobre el control del sobrecalentamiento, la economía más grande de Europa y el estado más fuerte económicamente de Estados Unidos, Alemania y California, se unen al trabajo de la “Coalición Bajo 2”, uniendo a los líderes del mundo en el combate contra el cambio climático, la amenaza existencial de nuestro tiempo, según declaraciones de la Ministra alemana del Medio Ambiente, Bárbara Hendriks, y el Gobernador de California, Edmund Brown.

En octubre del año pasado me impactó la declaración de Ángela Merkel yendo al fondo del problema de que “Si Europa (lo que vale para todo el mundo) quiere salvarse, tiene que regresar a sus orígenes, a sus raíces cristianas, a Cristo, a leer la Biblia”. Ciertamente, sólo así, reinstaurando la cultura de la vida y del amor, podremos superar todos nuestros gravísimos problemas, siendo los principales los del medio ambiente, así como los relativos a la vida, la familia y la libertad religiosa.

Ahora (10 de junio) nuevamente va al grano sin ambigüedades, señalando que los problemas se resuelven luchando contra las causas, refiriéndose específicamente a la migración, pero teniendo el principio valor universal, aclarando que Trump con su muro tan cacareado no resolverá el grave problema y que en Europa la migración de Siria e Irak, que ha causado tantos atentados graves al aprovechar los extremistas del Estado Islámico para infiltrarse, sólo se superará si se llega a superar el conflicto (causa) creado, como sabemos, por Estados Unidos para obligar a Siria a concederle la posibilidad de construir el gasoducto, que quiere construir Rusia, para proveer a Europa.

El gravísimo problema que ha causado tantas muertes y la migración referida, con persecución violenta contra la población cristiana y quien la apoye, se acabará fácilmente dejando Estados Unidos de apoyar (con dinero, armas y gente) a los insurgentes creados artificialmente, igual que el Estado Islámico creado precisamente por Estados Unidos por intereses económicos y de poder, sin importarles el gravísimo daño a tanta gente inocente (millones).

Y esto de poner el interés personal, de grupo o mafia por encima del interés general, lo encontramos en todas las acciones de los seguidores de la cultura de la muerte; que otra cosa que los evidencia es el uso de la corrupción, la mentira y la calumnia. Tenemos nuevamente las mafias de izquierda (masonería) y las económicas actuando a través del gobierno de Obama y la Clinton de Estados Unidos para imponer la ideología de género contra la vida, la familia y la libertad religiosa, presionando y coaccionando a los gobiernos de países a los que les venden favores (porque no hay nada gratis) para que acepten sus imposiciones. El cambio de Estados Unidos a favor de la vida, la familia y la libertad religiosa logrado por Trump habla a favor de él, lástima que por otro lado actúe en contra del medio ambiente y haga otras tarugadas.

Ángela Merkel tiene absoluta y totalmente la razón: sólo atacando las causas, y solamente regresando a nuestros orígenes, a nuestras raíces cristianas; en otras palabras, reinstaurando la cultura de la vida y del amor, podrán México y el mundo entero superar sus múltiples y tremendos problemas que venimos enfrentando, sin llegarlos a resolver nunca.

Todo lo que está pasando en México y el mundo, nos indica claramente cuál es el fondo de todos nuestros problemas, medio ambiente, pobreza, falta de trabajo, hambre, muerte, migración, falta de seguridad, delincuencia, drogas y adicciones, especialmente entre la juventud. Así como nos señala igual de claro cuál es la solución a todo esto, que como menciona Edmund Brown, se ha vuelto un problema existencial.

El fondo de los problemas como siempre hemos visto es el trabajo subversivo de los seguidores de la cultura de la muerte (mafias de izquierda, económicas, de la delincuencia) y la solución está sin discusión alguna yendo a las causas, reinstaurando la cultura de la vida y del amor. Pues ¿qué esperamos? ¡Manos a la obra!

“Donde hay Bosques hay Agua y Aire puro; donde hay Agua y Aire puro hay Vida”.

@yoinfluyo

redaccion@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com


 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar