Últimas noticias:

Retos del empleo en México

Estimados amigos de Coparmex, hoy los saludo desde Madrid, España, donde nuestra Confederación trabaja en la gira del presidente Peña Nieto para posicionar a nuestro país en este continente.



Nuestra gira de trabajo incluyó una visita a Ginebra, en el marco de la reunión anual de Empleadores de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Nuestro objetivo en Ginebra fue trabajar en los preparativos de la Cumbre Iberoamericana de Presidentes de Organizaciones Empresariales, al mismo tiempo que procurar el diálogo social tripartito para la educación, la innovación y la cultura del emprendedurismo como fuente de desarrollo de nuestras naciones.

Nuestro mensaje a la comunidad internacional en ambos casos ha sido que México es un destino muy atractivo para invertir, porque está en pleno proceso de transformación.

Ciertamente son muchos todavía los retos que tenemos por delante en el país, principalmente las desigualdades sociales, la debilidad de nuestro mercado interno y la inseguridad en algunas regiones.

Sin embargo, las fortalezas de México lo hacen una alternativa atractiva para las inversiones internacionales. Nuestra posición geográfica nos convierte en una plataforma logística de calidad mundial; las ventajas que ofrecen nuestras regiones más competitivas permiten consolidar industrias globales; y con los cambios que los mexicanos hemos construido recientemente a partir de las reformas constitucionales y sus leyes secundarias, podemos ofrecer nuevas alternativas para la inversión internacional.

Para el sector empresarial mexicano es momento de apostar por nuestro país, y sobre todo de llevar ese mensaje al mundo.

Un desafío que tenemos que resolver como nación, para elevar nuestra capacidad de atraer inversiones, es el de reducir la brecha entre las habilidades y capacidades de la fuerza laboral y las necesidades de las empresas. Esto se hace en el diálogo social, trabajadores y empresarios.

No podemos seguir enfrentando la paradoja de vivir en una economía con altas tasas de desempleo y de empleo informal, donde al mismo tiempo existen puestos vacantes para los cuales es difícil encontrar personas calificadas.

Son varios los obstáculos que enfrentamos como región en América Latina para hacer frente a esta demanda de empleos:

• Uno de ellos es la insuficiente inversión en infraestructura. En México, el Gobierno ha anunciado un programa ambicioso de inversión en infraestructura para país, a través del gasto público en infraestructura y al mismo tiempo en inversiones público-privadas. Eso nos requerirá un máximo esfuerzo para los empresarios, pero al mismo tiempo la creación de oportunidades extraordinarias.

• En segundo punto, consideramos el rezago en la productividad. Necesitamos trabajar y mutar nuestras economías de la informalidad hacia la formalidad, en el diálogo social como decía anteriormente.

• Por otro lado, la escasez de crédito eficiente dirigido a las PYMES es un problema común entre todas las naciones en Iberoamérica. Necesitamos trabajar con nuestra nueva reforma financiera, para que el crédito a las Pymes, a través de la banca comercial y la banca de desarrollo, llegue efectivamente a proyectos productivos.

• Rigideces en el mercado laboral es otro de los puntos. El diálogo tripartito, junto con las autoridades, para que tengamos los criterios suficientes para la flexibilidad laboral, para potenciar las oportunidades de desarrollo de la mano de obra en el mercado laboral formal.

• Falta de competencia, en muchos casos por una sobrerregulación económica, como quinto punto. En este tema estamos trabajando junto con la autoridad, para que desde lo local hacia lo nacional, estemos desregulando la promoción de las inversiones y la creación de nuevas empresas. Desde los municipios, los gobiernos de los estados y la federación.

• Y especialmente, como sexto punto, una carencia que tenemos en Iberoamérica es un modelo educativo de baja calidad, con poca vinculación escuela-empresa.

La más reciente evaluación PISA reveló que las habilidades de nuestros jóvenes de 15 años en Matemáticas, Lectura y Ciencias, están por debajo del promedio de los países de la OCDE. Aún los jóvenes de Chile y México, los países con los mejores resultados en América Latina, no alcanzan los estándares de la OCDE.

La mala calidad de la educación afecta al empleo formal y reduce el potencial de las inversiones internacionales, ya que muchos empleadores no pueden encontrar trabajadores con las competencias adecuadas para cubrir muchas de sus vacantes.

Un primer paso es elevar la calidad de la educación y fortalecer la vinculación escuela-empresa.

La realidad es que la orientación vocacional se diseña sin la participación de la comunidad empresarial y la consecuencia son egresados con habilidades y formación que no les facilita la tarea de encontrar opciones de desarrollo para ellos y para sus familias.

COPARMEX trabaja para aplicar y extender el Modelo Mexicano de Formación Dual, junto con la Secretaría de Educación Pública y las instituciones de Educación Media Superior como Conalep, con el que buscamos elevar la competitividad de nuestra economía, vinculando a los jóvenes estudiantes al mundo de la empresa, desde su formación temprana. Los alcances de este modelo y su capacidad para atraer y generar inversiones que nos hagan crecer, fue precisamente uno de los temas que atendimos en esta visita de trabajo por Europa.

La competitividad de cualquier economía, y en particular el crecimiento de la nuestra, se basa en que las personas que la integran tengan la educación, el conocimiento y las habilidades necesarias para innovar, para adaptar y adaptarse productivamente en el cambiante mercado del trabajo. Esa es nuestra apuesta.

Presidente Nacional de la Coparmex

@yoinfluyo


Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar