Últimas noticias:

Vamos por Iniciativa Popular para fortalecer Matrimonio y Familia

Este fin de semana, del 16 al 18 de octubre, tuvo lugar en Puebla de los Ángeles el Encuentro Nacional de Movimientos Laicos Católicos "Juntos por México" con la participación de diez mil laicos comprometidos de distintas regiones del país.


Reforma constitucional


Sin duda, éste ha sido un esfuerzo histórico por concitar un diagnóstico y una visión común de los problemas a los que nos enfrentamos en nuestro México actual, con el compromiso de participar –de acuerdo al carisma y ámbito de acción particular de cada movimiento– en la propuesta de soluciones a las situaciones negativas y problemas que nos aquejan en nuestra sociedad, junto con hombres y mujeres de buena voluntad de cualquier ideología, religión o creencia.

Las Asociaciones y Movimientos Laicales que participamos, hicimos público un Manifiesto, en el que denunciamos que "no nos sentimos representados por legisladores, gobernantes y jueces que imponen, de una u otra forma, concepciones que violentan la naturaleza y leyes contrarias a la dignidad de las personas, al valor de la vida humana desde la concepción hasta la muerte natural; al matrimonio, que sólo se puede dar entre una mujer y un varón; a la familia entendida como célula básica y natural de la sociedad, sin la cual no hay bienestar posible duradero y verdaderamente humano".

Asimismo se expresa en el Manifiesto que nos duele la violencia, nos envilece la corrupción, nos apremia la falta de oportunidades de vida digna y nos indigna la pobreza de millones de compatriotas.

Pero también anunciamos que los católicos vivimos en la esperanza cierta de que las cosas pueden cambiar y que estamos dispuestos a dar nuestra contribución concreta y eficaz desde nuestros movimientos y asociaciones trabajando por México al servicio del bien común de la nación,  para construir una sociedad en la que se promueva la justicia, la paz y la igualdad de oportunidades.

En el marco del Encuentro “Juntos por México”, se promovió el respaldo a la iniciativa del Consejo Mexicano de la Familia para impulsar la primer iniciativa popular ciudadana para reformar el Artículo 4 de la Constitución y establecer al más alto nivel la protección y promoción del matrimonio natural y la familia, lo que nos permitirá avanzar en el camino de la solución de nuestros graves problemas.

Sin duda, los retos que enfrenta México no son pocos ni fáciles de solucionar en un país que cuenta con 53% de su población sufriendo pobreza, varios de ellos incluso pobreza extrema, con todo lo que ello significa.

México ocupa vergonzosos primeros lugares en diversos indicadores sociales, tales como:

1. Primer lugar mundial en abuso sexual infantil.

2. Primer lugar mundial en difusión de pornografía infantil en Internet.

3. Primer lugar mundial en tráfico sexual de niños.

4. Segundo lugar mundial en producción de pornografía infantil en Internet.

5. Segundo lugar mundial como exportador de víctimas de trata de personas (después de Tailandia).

6. El país americano con más mujeres desaparecidas que después son convertidas en esclavas sexuales.

7. El país más corrupto de la OCDE.

8. Primer lugar mundial en impunidad (sólo se castiga entre el 1.0% y el 5.0% de los delitos cometidos).

9. El país con peor desempeño educativo de la OCDE desde 1994.

10. El país donde más se asesinan religiosos y el segundo donde más se asesinan periodistas (sólo después de Irak, que se encuentra en estado de guerra).

11. Primer lugar de embarazos adolescentes de entre 15 y 19 años, de la OCDE.

12. El país del mundo donde más se sufre acoso escolar.

13. El primer lugar mundial en secuestros.

14. Primer lugar mundial en obesidad infantil.

Los indicadores anteriores –que son sólo algunos de los más impactantes– nos muestran la grave situación de deterioro social y de valores que padece nuestra Patria, que nos afecta a los mexicanos en nuestra vida cotidiana.

Si se mantiene el enfoque actual de las políticas públicas, legislativas y judiciales, que atentan contra el orden natural de los seres y de las cosas, en perjuicio del valor de las personas y de los verdaderos y trascendentes Derechos Humanos, ¿hasta dónde se llegará en la quiebra social?

Para cambiar los resultados y aspirar a avanzar en el combate a la pobreza, la violencia social desbordada, la generación de oportunidades para todos, especialmente los más vulnerables y necesitados, para alcanzar la Justicia y la Paz, se requiere hacer cosas diferentes y dar impulso a un cambio de fondo, como es la exigencia de la sociedad.

Para ello impulsamos la Iniciativa Popular Ciudadana de Reforma al Artículo 4 Constitucional a fin de salvaguardar jurídicamente el matrimonio natural como fundamento de la familia, célula básica de la sociedad y motor e impulso del desarrollo, como lo reconoce la reciente resolución de la Comisión de Derechos Humanos de la ONU, estableciendo en nuestra Constitución que: "El varón y la mujer, siendo diferentes y complementarios entre sí, son iguales ante la ley. Ésta protegerá la organización y el desarrollo de la familia. La familia es el elemento natural y fundamental de la sociedad y debe ser protegida y apoyada por la sociedad y el Estado, a fin de que su entorno le garantice a todos sus miembros las condiciones necesarias para alcanzar su óptimo desarrollo".

Como lo ha resuelto en recientes sentencias el Tribunal Europeo de Estrasburgo (el mayor y más amplio en materia de Derechos Humanos en el mundo, que agrupa a 47 países y cuenta con el mayor número de jueces de distintas nacionalidades), no puede considerarse que existe discriminación cuando en la legislación interna de un Estado miembro se establece como matrimonio la unión entre un hombre y una mujer, pues no existe el mal llamado derecho humano al "matrimonio homosexual"; esto, sin detrimento al respeto a los derechos de los homosexuales como personas.

Es triste el papel de nuestra Suprema Corte de Justicia que pretende legislar por consigna e imponer a la nación entera sus caprichosas resoluciones, que como se ha dicho en el Manifiesto de “Juntos por México”, consideramos que nos ofenden y nos agravian en valores esenciales y naturales que debían ser protegidos y no socavados por sus sentencias.

La campaña para la recolección de firmas de la iniciativa Popular Ciudadana está en marcha a lo largo y ancho del país para recabar las más de 112,000 firmas de ciudadanos que se requieren en números cerrados para hacerla llegar al inicio del próximo año al Congreso de la Unión para ser estudiada, analizada y dictaminaba, en el marco de un amplio y respetuoso debate nacional, que estamos seguros conducirá a su aprobación, pues sin el fortalecimiento de la familia, el futuro del país está en riesgo, y con él, nuestros niños y nuestros hijos, que son la riqueza más importante de la nación.

¡Te invitamos a firmar la iniciativa por la familia, elemento natural y fundamental de la sociedad!

Consejo Mexicano de la Familia

Consejero  Nacional

@yoinfluyo

comentarios@yoinfluyo.com

www.confamilia.org.mx

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen necesariamente la posición oficial de yoinfluyo.com


 

 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar