Últimas noticias:

Jóvenes queremos CEPAL concentrada en el desarrollo, no el aborto

Mientras las voces que gritan fuerte y resuenan con la juventud de todo el mundo se reduzcan a las ideas vanas y narcisistas de unos cuantos que demeritan el verdadero valor de la juventud, no podremos hablar de la solución a los problemas reales que no permiten el progreso de las naciones.


Defensa de la vida


En la actualidad, PARECIERA QUE ser joven es ser excluido; excluido en la vida social, política, educativa, económica, e incluso nuestros representantes populares se jactan diciendo en sus discursos que somos un presente y un futuro. Sin embargo, esas palabras no las vemos hechas vida. Somos los últimos en enterarnos, en incidir, en proponer y en ser escuchados, no precisamente por apatía; y por lo general somos, o pretendemos ser manipulados.

La crisis del Estado de Bienestar, la progresiva ampliación de la economía de libre mercado y el paulatino desmantelamiento de las instituciones públicas de educación, salud y asistencia, han creado un panorama adverso para millones de jóvenes en el planeta (en México, una tercera parte de la población se encuentra en este rango de edad). México tiene más jóvenes que nunca.

Los jóvenes nos enfrentamos a una constante violación de nuestros derechos, desde la reducción de las matrículas en las instituciones de educación superior; nos niegan la posibilidad de estudiar una carrera e incorporarnos al mundo profesional. Sólo nos cierran la puerta y no generan alternativas para los jóvenes que no alcanzan el derecho a la admisión por el sobrecupo. La fuerte competencia en el mercado laboral nos coloca a menudo en el desempleo o en el subempleo: bajos salarios, nulas expectativas de desarrollo profesional, carencia de derechos laborales, etc.

Con todos estos acontecimientos a nivel mundial y en nuestro país, el panorama para los jóvenes no es alentador. Vemos con preocupación que muchos jóvenes optan por la delincuencia o la drogadicción, tal es el caso de los NINI´s. Es alarmante que muchos jóvenes, al no ser escuchados ni tomados en cuenta, tomen la posición de cruzarse de brazos y no participar ni actuar. Otros prefieren sumarse a las olas de migrantes que buscan un futuro mejor en los países desarrollados. Con frecuencia, son perseguidos por las autoridades: encarcelados, golpeados, torturados.

Es nuestra oportunidad y no la desaprovecharemos. Todos queremos decir algo, lo queremos decir bien, nuestra alianza es con todos los jóvenes del mundo, es con ustedes los medios de comunicación que son los portavoces de las ideas que influyen en la toma de decisiones de quienes tienen en sus manos el poder de cambiar el rumbo.

Otro tema preocupante es el de la pobreza, ya que no ha disminuido, sino al contrario, aumentó, ya que afectó en 2014 al 28% de la población de América Latina, lo que revela que su proceso de reducción se ha estancado en torno a ese nivel desde 2012”, así lo indica el informe ‘Panorama social de América Latina 2014’, presentado en la sede de la CEPAL en Santiago de Chile.

La cifra de pobreza del año pasado se traduce en 167 millones de personas que viven en esa condición, lo que significa cinco millones de pobres más que en el 2012. Las proyecciones de la CEPAL indican que en el 2014 se encontraban en extrema pobreza o indigencia 71 millones de personas, lo que significa un 12% de la población en relación al 11.7% del 2013. ¿No se supone que la labor de la CEPAL es generar acciones y medidas para la reducción de la pobreza? ¿Cómo están enfrentando la ONU y sus organismos dependientes todos estos temas? ¿O será que sus intereses económicos se limitan al negocio del aborto y los temas que preocupan a toda la sociedad son hechos a un lado?

En México vivimos en una crisis política en la que la devaluación del peso ante el dólar, la fuga de capitales, la interminable corrupción económica y política, la fuga del “Chapo”, el escándalo de la “Casa blanca”, los estudiantes de Ayotzinapa, sacerdotes y periodistas asesinados, las reformas que aún no han funcionado, son producto de un Estado fallido en el que el principal culpable es el presidente Enrique Peña Nieto.

No necesitamos que la CEPAL se pronuncie y se levante el cuello diciendo sus logros y prefabricando sus conclusiones para imponer en Latinoamérica una ideología perversa en la que el aborto, los anticonceptivos, la muerte asistida y otros negocios multimillonarios son la principal prioridad de estos organismos internacionales. Lo que sí necesitamos es que el gobierno y dichos organismos se concentren en la reducción de la pobreza, en crear oportunidades de empleo para los jóvenes y un desarrollo integral de todas las personas para lograr el Bien Común no sólo en México, sino en toda Latinoamérica.

@yoinfluyo

comentarios@yoinfluyo.com


 

 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar