Últimas noticias:

Estrés financiero

Aunque el estrés financiero no es muy distinto a otros tipos de estrés en cuanto a sus consecuencias físicas y psicológicas, hay razones importantes por las que la economía afecta de manera especial:



- El sentido de supervivencia: Para nuestros cerebros, la inestabilidad financiera es el equivalente a encontrarse con un monstruo. Las amenazas económicas pueden detonar una respuesta de “huida o pelea”. Los neuroquímicos preparan al cuerpo para la acción y ponen al cerebro en alerta, por lo que las decisiones se centran en lo inmediato y el objetivo primordial se ubica en encontrar seguridad… lo que no siempre lleva a tomar las mejores decisiones.

- Repercusiones de las malas noticias: Desde que nos despertamos hasta que nos acostamos, los medios nos bombardean con noticias sobre el incremento de precios, el desempleo, la caída de mercados y los problemas en las empresas. Todo esto es suficiente para desalentar a cualquiera.

- Sensación de impotencia: A nivel individual no hay mucho que podamos hacer para prevenir los altibajos del mercado. La impotencia y falta de control sobre las circunstancias son fuertes estresores crónicos.

- Pérdida de perspectiva: Las emociones exaltadas nos pueden llevar a tomar decisiones precipitadas. El estrés puede hacernos perder la perspectiva y percibir una desmedida amenaza a nuestro bienestar.

- Estrés fuera de control: En ocasiones lidiamos con la impotencia y las noticias negativas de forma poco sanas, como: fumar, beber o comer en exceso. Irónicamente, hacer gastos irreflexivos e innecesarios pueden ser maneras de reaccionar… que seguro empeorarán nuestra situación.

Cómo disminuir la falta de control con el dinero:

- Acércate a alguien: Cuando enfrentamos dificultades económicas, solemos sentirnos solos. No tiene que ser así. Busca apoyo de tus amigos o familiares y el consejo de un experto. Muchas personas han pasado por lo mismo y te podrán ayudar con su experiencia.

- Mantén a la vista tu realidad financiera: Haz tu presupuesto de gastos y ordénalos de acuerdo con su prioridad.

- Las formas tradicionales para lidiar con el estrés también aplican para el de tipo financiero: Intenta meditar, practicar yoga o hacer ejercicio. Come bien y descansa adecuadamente.

- Infórmate sobre créditos, adeudos y finanzas en general: La información objetiva ayuda a superar la voz recriminatoria que nos acompaña en momentos de estrés, negación y parálisis.

Comparto contigo algunos consejos para reducir el estrés financiero citados por expertos en este tema:

1. Programa las decisiones con anticipación: Saber lo que haremos en un futuro tiene dos beneficios. El primero e inmediato, es que nos ayuda a ganar tranquilidad, nos evita tener que improvisar ante circunstancias inesperadas, En segundo lugar, nos obliga a tener una hoja de ruta que nos permitirá conseguir lo planeado y no perdernos.

2.Determina hasta cuánto estás dispuesto a perder: Como regla, no podemos insistir hasta el infinito; por eso, es bueno determinar hasta qué plazo aceptaremos que no todo ha salido como deseábamos y cerraremos el capítulo.

3. No te metas en algo que te impida dormir por las noches: La falta de sueño es un síntoma que se da cuando asumimos riesgos muy altos. Puede ser porque nos involucramos en alguna operación muy riesgosa o porque estamos invirtiendo una proporción más grande que la que deberíamos, en alguna inversión que tiene algo de riesgo. Lo saludable es volver a la regla que nos mantiene cómodos mental y espiritualmente.

4. Entender que somos seres humanos y nos podemos equivocar: Si no estamos dispuestos a perdonarnos, es muy difícil controlar nuestro estrés. Todos cometemos errores y el mundo financiero no es la excepción.

5. Estar dispuesto a vender la pérdida: Lo importante es sobrevivir. Ello significa tener la capacidad de decir “me equivoqué” y dejar de insistir en el error. Por eso, se insiste en programar, saber cuánto estaremos dispuestos a perder y ejecutar ese plan vendiendo la pérdida.

Recuerda, el dinero forma parte de nuestra vida, pero no es lo más importante. No debes permitir que el estrés financiero te afecte como persona e influya negativamente en el bienestar de tu familia.

¿Cuál es tu opinión?

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

www.lucialegorreta.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com


 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar