Últimas noticias:

Del ensueño a la locura; Carlota una princesa infortunada - Cap XL Los leales al emperador

Suena anecdótico que en las fuerzas del emperador había cinco generales cuyos apellidos empezaban con M; para empezar el mismo emperador Maximiliano, después Miramón; Márquez, Mejía, Méndez y un personaje cuyo nombre y apellido estaría muy ligado a la tragedia, el coronel Miguel López, que había acompañado escoltado al emperador desde su llegada a México hasta la capital, muy educado pero que les era muy antipático a todos sus colegas.


México; Princesa Carlota 40


Querétaro era para algunos el peor lugar que pudo elegir Maximiliano para la defensa; y por eso, Miramón, experto en estrategia militar, no estaba de acuerdo, porque la ciudad estaba rodeada de montañas bajas y no tenía más que una salida, por lo que decía que era mejor defenderse en la Ciudad de México.

Al llegar Maximiliano se dirige a la catedral donde se celebra un solemne Te Deum. Es interesante conocer las descripciones que hace el príncipe Salm-Salm de los asistentes y actores de la cercana tragedia: Miramón “era un hombre buen mozo de treinta y cuatro o treinta y cinco años. De estatura mediana, de cuerpo y maneras elegantes, con el pelo, bigotes y piocha oscuros; Don Tomás Mejía era un indio feo y pequeño, muy amarillento, de cosa de cuarenta y cinco años, con una enorme boca y sobre ella unas cuantas cerdas negras que figuraban bigotes; Ramírez de Arellano es un caballero muy agradable, muy bien educado, de cosa de treinta años de edad, con una tez sumamente oscura y un arrogante bigote negro”.

Por la tarde hubo un evento desagradable para Miguel, un banquete al cual se disculpó de asistir Maximiliano por estar muy cansado, donde Márquez hizo un brindis con sarcásticas alusiones a Miguel por su exagerada temeridad, Miguel tuvo que guardar compostura y tragarse el amargo sabor de boca que le dejó el discurso.

El día 22 Maximiliano con Miramón y Márquez recibió al general Méndez que llevaba consigo tropas indígenas que habían destacado por su valor en Michoacán y por su fidelidad incondicional al emperador. Maximiliano se vio muy emocionado ante las muestras de cariño de esta tropa local.

Hans, otro de los acompañantes de Maximiliano, recorrió los campamentos de tropas y quedó muy desengañado al ver que cuando mucho habría 9,000 hombres muy mal armados, culpa de esto tenía Maximiliano, que no había formado a tiempo un ejército mexicano y se había confiado de los franceses. Por si fuera poco, Maximiliano nombró como su brazo derecho a Márquez, a Miramón lo puso al frente de la infantería, a Mejía de la caballería, a Arellano de la artillería y Méndez de una reserva. Fue un error designar a Márquez como superior, pues, aunque buen militar, Miguel lo superaba en estrategia y visión; sin embargo, Miramón, como buen militar, se sujeta a la decisión del emperador.

La correspondencia muestra que Maximiliano se feliz de experimentar por primera vez estar al frente de su ejército y en todo momento demostró un valor a toda prueba arriesgando su vida. El ejército se alojó en el famoso convento de la Santa Cruz, primer colegio apostólico de Propaganda Fide, desde donde salieron misioneros a evangelizar todo el norte del país.

Mientras no se iniciaron las batallas, la ciudad vivía de fiesta con la presencia del emperador. Había funciones de teatro y música, y todos esperaban que pronto llegaran refuerzos. En ese momento nadie podía haber imaginado que pronto se viviría una tragedia y que además se presentaría una horrible traición.

El emperador, sumamente delgado, recorría las calles de la ciudad en su traje nacional con su sombrero, a veces lo hacía vestido de civil, siempre amable, conviviendo con los queretanos. El General Márquez se mostraba optimista y escribía que: “La ciudad de Querétaro está satisfecha y el ejército entusiasmado; todo respira aquí prosperidad y dicha y todo anuncia un porvenir risueño y lleno de ventura”.

@yoinfluyo

redaccion@yoinfluyo.com

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com


 

Lo más visto

Síguenos en nuestras redes sociales

Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo Yoinfluyo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar